5 Mejoras en casa que puedes hacer con poco dinero

¿Sueñas con mejorar tu casa, pero no tienes el presupuesto para hacer una gran remodelación? Si es así, aún hay muchas cosas que puedes hacer para satisfacer el deseo de mejorar tu hogar y hacer que éste se vea bien.

Encuentra tu mejor préstamo para tu hogar

Hay muchas razones por las que alguien querría hacer mejoras en casa, una de ellas es si planea vender la propiedad. Para que una vivienda se venda de forma más rápida, es importante que esté en óptimas condiciones.

Reforma tu casa incluso con poco dinero – 5 reformas baratas que puedes hacer

5 Remodelaciones para hacer en casa con poco dinero - askRobin
Photo by Roselyn Tirado / Unsplash

Entre las opciones que tienes para lograr completar las reformas que tu casa necesitan están: conseguir dinero extra, o elegir entre nuestra selección de mejoras que aumentan el valor y que están por debajo de los gastos comúnmente relacionados con las mejoras en el hogar; algunas de ellas muy por debajo. Conoce nuestras sencillas ideas de mejora del hogar a continuación.

1. Renueva tus habitaciones con pintura

Puedes dar a tus paredes monótonas y deslucidas una ráfaga de vida con cualquier color, simplemente cogiendo una lata de pintura y echándoles mano. La pintura es la mejora de la casa que más veces se ha abordado en el ámbito del bricolaje, sobre todo porque tiene la capacidad de renovar los espacios sin necesidad de una gran inversión.

Para garantizar que este tipo de reforma sea un éxito no es necesario ser un profesional, pero sí es importante contar con los mejores materiales. Necesitas invertir en buenas brochas, pintura de calidad, y otros materiales para cubrir las superficies de tu casa que no quieres que queden pintadas por error.

2. Cuida del jardín para mejorar la fachada

Piensa en el exterior de tu casa como una extensión de tu carta de presentación; sobre todo si estás considerando venderla. Un jardín lleno de parches o con demasiada vegetación puede desanimar al comprador. Hay que eliminar todo lo que esté muerto y recortar todo lo que esté demasiado crecido.

Puedes asegurarte de que el césped esté renovado y verde volviendo a poner el césped o plantando semillas de hierba, y es posible que quieras hacer bordes para ayudar a definir los espacios. Además del jardín, puedes invertir en pintar la fachada para darle más vida y modernidad.

3. Presta atención al piso

Sustituir la alfombra o reparar el suelo es una mejora que realizan la mayoría de los propietarios. Si tienes muchas habitaciones con varios tipos de suelo, quizás quieras invertir en un nuevo suelo para todas ellas, para crear una sensación de continuidad en toda la casa. Los suelos de madera, o incluso los de imitación de madera, son preferibles a las alfombras, aunque estas opciones pueden ser más costosas.

Sin embargo, si no puedes permitirte el lujo de cambiar a la madera, una alfombra nueva sigue siendo una muy buena idea. Y al igual que con la pintura de las paredes, lo mejor es un buen color neutro.

Si una actualización no está en el presupuesto, entonces realiza una limpieza profesional de tus alfombras y maderas duras. Si tienes algunas zonas desgastadas/descoloridas en la madera dura, retoca tú mismo con un poco de tinte a base de agua para que se noten menos.

4. Mejora la iluminación

Una opción sencilla para mejorar el aspecto de cualquier habitación es mejorar la iluminación. Para esto no es necesario recablear, ya que ahora existen unidades LED alimentadas por pilas. Los nuevos accesorios de iluminación también pueden ser una actualización fácil y rápida que puede refrescar el espacio. Las lámparas pueden comprarse en cualquiera de los grandes almacenes a buenos precios, y siempre puedes encontrar modelos de segunda mano en excelentes condiciones.

5. Remodela un viejo sofá

Dale una nueva vida a cualquier mueble colocando una funda sobre su viejo y cansado aspecto. En las tiendas de decoración tienen docenas de fundas, manteles o forros en diferentes formas, tamaños y diseños. Si no encuentras una funda ajustada que se adapte a tu sofá, no te preocupes. Si se hace bien, una funda suelta es atemporal.

Con el dinero que te quede, puedes darle un toque de color a tu nuevo sofá fabricando o comprando algunos cojines divertidos. También puedes evaluar si el coste del cambio de tapicería puede ser cubierto por tu presupuesto.

Conclusión: mejora tu casa según tus necesidades

Algunas reformas en el hogar son más urgentes que otras, por eso es necesario priorizar aquellas que tienen un impacto directo sobre tu calidad de vida. Si con los ahorros que tienes no te puedes permitir cubrir esas reformas graves e imprevistas, considera solicitar un préstamo personal para reformas. Puedes encontrar ofertas personalizadas que se ajustan a tu bolsillo y necesidades con la ayuda de nuestro buscador.

Encuentra los mejores préstamos para reformas

Share